• Madrid Norte en la Onda

El cáncer de próstata es el de mayor incidencia en los hombres

Desde que surgiera en el año 2003 en Australia 'Movember' (contracción en inglés de Moustache bigote y November noviembre) ha hecho que dejarse bigote como símbolo de concienciación se haya extendido por todo el mundo con el objetivo de poner el foco de atención en la salud masculina, en concreto en el cáncer de próstata y testicular.

jose manuel de la morena dic 2014Movember
Es un evento anual en el que los varones dejan crecer su bigote durante el mes de noviembre y se organizan encuentros con la intención de concienciar sobre temas de salud del hombre tales como cáncer de próstata, cáncer de testículo, depresión masculina y similares y recaudar dinero para ayudar en cada país a una o más instituciones dedicadas a luchar contra dichos problemas de la salud masculina. "Estas iniciativas están bien porque si no los problemas no tendrían tanta relevancia, por ejemplo, en los medios. La persona que sufre cáncer de próstata lo vive en privado" señala José Manuel de la Morena, secretario general de la Asociación de Urólogos de Madrid.
Fue celebrado por primera vez en Australia en el año 2003 cuando un grupo de jóvenes de Melbourne conocidos como los 30 originales tuvieron la idea de dejar crecer sus bigotes para apoyar a un amigo aquejado de cáncer de próstata. Desde el año 2004, la Fundación Movember comenzó a recolectar fondos para destinarlos a la lucha contra el cáncer de próstata en Australia .
A partir de 2007, el evento comenzó a realizarse también en Canadá, España, Estados Unidos y Reino Unido. En 2014 la campaña en España ha logrado que se involucren 11.666 personas y recaudar 198.874 euros para la investigación de la salud masculina (Datos de la Fundación Movember)

"Este movimiento es positivo porque anima a los hombres a acudir a los servicios de salud, a los urólogos en concreto" apunta José Manuel de la Morena.

La salud masculina
Movember es más que una excusa para lucir bigote, es una oportunidad para crear conversación, aumentar la concienciación y recaudar fondos. "Es posible que los hombres no tengan interiorizado tanto como las mujeres el cuidado personal y de la salud" señala el doctor De la Morena.
En España la esperanza de vida media de los hombres es de 79 años mientras que de las mujeres es de 84.
Las razones del mal estado de salud de los hombres son numerosas y complejas, e incluyen:
Falta de concienciación y entendimiento sobre los problemas de salud a los que se enfrentan los hombres, falta de comunicación y de expresión de los sentimientos masculinos, reticencia a actuar cuando no se sienten bien física o mentalmente y algunas actividades de riesgo.

Cáncer de próstata
Es el cáncer más frecuentemente diagnosticado en hombres españoles. En 2012 se registraron 27.853, causando 5.481 muertes en el mismo año. "Es el cáncer que más incidencia tiene por número de diagnósticos, uno de cada cuatro hombres tendrá cáncer de próstata, es más probable según va avanzando la edad. Pero no es el primer cáncer en mortalidad, está por detrás de otros como el de pulmón" señala el doctor.
La próstata es una glándula que forma parte del sistema reproductor masculino. Se encuentra inmediatamente debajo de la vejiga y justo en frente del intestino.
Su función principal es producir el líquido que protege y enriquece el esperma.
Tiene forma de anillo ya que rodea el comienzo de la uretra, el tubo que transporta la orina desde la vejiga a través del pene.
El cáncer de próstata se produce cuando algunas de las células de la próstata se reproducen mucho más rápidamente que en una próstata normal, causando un tumor.
Si las células cancerosas de la próstata se dejan sin tratar pueden llegar a salir de la próstata e invadir partes distantes del cuerpo, especialmente los huesos y los ganglios linfáticos, produciendo tumores secundarios, un proceso conocido como metástasis.
Una vez que el cáncer se escapa de la próstata, el tratamiento todavía es posible, pero una "cura" se hace imposible.
Uno de los aspectos más preocupantes de la enfermedad es que la mayoría de los cánceres de próstata se desarrollan sin que los hombres experimenten ningún síntoma.

Factores de riesgo del cáncer de próstata
Edad: cuanto mayor es un hombre es más probable que vaya a ser diagnosticado con cáncer de próstata
Antecedentes familiares: un hombre con un padre o hermano que hayan padecido cáncer de próstata antes de los 60 años tiene el doble de probabilidades de desarrollar la enfermedad
Raza: mayor incidencia en los varones negros africanos
Estilos de vida: mala alimentación y falta de ejercicio

Síntomas posibles
La mayoría de los cánceres de próstata no tienen síntomas y realmente sólo los cánceres avanzados que se han extendido a lo largo de la próstata son los que causan síntomas urinarios, tales como:
Problemas urinarios (flujo lento, la vacilación, la frecuencia, urgencia)
Sangre en la orina o en el semen
Reducción de la capacidad de tener una erección
Eyaculación dolorosa

Pruebas disponibles
Hay dos test comunes disponibles para la detección inicial:
Análisis de sangre (APE: Antígeno Prostático Específico)
Examen físico (DRE: Examen rectal digital)
La prueba de sangre APE (PSA)

Tratamiento
Vigilancia activa - control regular - es una opción de tratamiento común para los hombres con bajo riesgo, con bajo grado de cáncer de próstata.
Prostatectomía:Un enfoque quirúrgico para el tratamiento de cáncer de próstata eliminará la totalidad de la glándula de la próstata.
Radioterapia: La radioterapia implica el uso de varios tipos de rayos X (radiación) para tratar el cáncer.
Terapia hormonal: La terapia hormonal, también conocida como terapia de privación de andrógenos o ADT, está diseñada para detener la liberación de testosterona o para evitar que actúe sobre las células de la próstata.

Fuente: es.movember.com

01logoEscucha la entrevista a José Manuel de la Morena

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar