Conecta con nosotros

Cultura | Miraflores de la Sierra

Tras las Huellas de la Sierra: Miraflores de la Sierra

Escrito hace

1 mes

el

Guillermo Herrero.- Hubo un tiempo en que el paso desde Miraflores de la Sierra hacia el Valle del Lozoya era muy transitado. El municipio por aquel entonces era nombrado como “Porquerizas”, ya que fue fundado en el siglo XIII por ganaderos segovianos que le pusieron ese nombre debido a que se guardaban allí numerosos puercos y se cazaban muchos jabalíes.

Cuenta la leyenda que, durante el siglo 1627, los Reyes de España (Felipe IV e Isabel de Borbón) marchaban hacia el Monasterio de El Paular en uno de sus viajes. Isabel de Borbón se detuvo a descansar en uno de los parajes más bonitos del municipio madrileño, La Parada del Rey, en la cima del Monte de la Raya y al pie de la Najarra. Debió quedar maravillada por aquel idílico paisaje cubierto de flores, y espontáneamente exclamó: ‘¡Mira, flores!
Parece ser que a continuación pregunto a algún miembro del séquito por el nombre de aquel bello lugar. ‘Se llama Porquerizas majestad’ le contestaron. La reina torció el gesto no entendiendo que tan bello lugar tuviera un nombre tan poco apropiado. El miembro del séquito, interpretando el desagrado de la reina por el nombre de ese lugar, la sugirió que ordenara cambiarlo por el que acababa de expresar. Y desde entonces pasó a llamarse Miraflores en vez de Porquerizas, o al menos eso se dice.

Fuente Nueva

Dentro del casco urbano de Miraflores de la Sierra existen numerosas fuentes; la Fuente del Pino, la Fuente de los Borricos, la Fuente Nueva… Es precisamente esta Fuente Nueva la fuente representativa de la villa, objeto de atención de pintores y fotógrafos.

Es una fuente nueva precedida de una fuente vieja, probablemente del siglo XV, cuyos restos llegaron integrados en el piso de las aceras próxima. La Fuente Nueva actual data de 1791, y se comentaba que sus grandes pilones laterales servían como bebedero a las caballerías de las diligencias, lo que no parece absurdo por su cercanía al Camino Real (hoy Calle Real).

También se dice que servía de lavadero público y tenía alrededor de dichos pilones un murete dedicado a proteger la intimidad de las mozas que lavaban la ropa en ellos. Es cierto que dicho murete aparece en el óleo que hacia 1890 le dedicó a la fuente el pintor de fama internacional Jaime Morera. Enamorado del pueblo, el pintor retrató muchos de sus rincones. Actualmente lugar de refrescantes juegos de niños y mayores que al grito de ‘¡Al pilón!’ te proporcionan un inesperado chapuzón en los calurosos días de verano.

Fuente del Cura

La Fuente del Cura, que data del año 1888, recibe su nombre por haber sido propiedad de Juan González Borizo, rico pero generoso eclesiástico, nacido en Porquerizas y dueño de estas tierras en la antigüedad. Fallecido en 1631 y enterrado en la iglesia parroquial, donó sus propiedades al municipio. Además, la Fuente del Cura da nombre a el Área Recreativa que se encuentra junto a la fuente, en un entorno privilegiado de Miraflores de la Sierra, rodeado de robles melojos, también conocidos como rebollos.

Puerto de la Morcuera

El paso de montaña del puerto de la Morcuera que discurre entre las localidades de Miraflores de la Sierra y Rascafría. Según la investigación de algunos etimólogos “Morcuera”, vendría de “marcuera”, que a su vez sería corrupción de “malacuera”. La cuera era una especie de chaquetilla que usábase antiguamente sobre el jubón. Por lo tanto, “Malacuera” significaría lugar desabrigado, frío, como es de esperar de un paso entre montañas situado a 1.796 metros sobre el nivel del mar. Mas de un excursionista, que ha visto nevar aquí en pleno mes de julio, puede dar fe de que lo es.
Pero también es sabido que el diccionario de María Moliner registra bajo la voz “morcuero”: ‘Montón de piedras que se pone como señal en un límite’. Y, la verdad que ya no se sabe por cual explicación decantarse.

La Najarra

La Najarra tiene una altitud de 2105 metros de altura y es uno de los extremos de la Sierra de Cuerda Larga. Esta línea montañosa tiene una longitud de 16 km y su vértice geodésico se empina sobre los tejados de Miraflores de la Sierra. Son varios los posibles orígenes de “Najarra”.
Los que saben hebreo dicen que viene de nahar: ‘Abundosa en aguas’, sin duda por los numerosos hontanares que verdean en sus laderas. R. M. Pidal (1968) dice que Naiára es de origen ibérico, y que proviene de Peñascal. La cumbre de la Najarra es un peñascal, pero cuando no está cubierta de nieve entre esas rocas pueden verse aún vacas aprovechando las finas hierbas de estos altos pastizales.

Por su parte, C. Bernaldo de Quirós escribió, en 1910, que Najarra significa ‘la mora’: Unos años después, en 1924, al hilo de una nota a pie de página que encontró en cierto libro, el maestro volvió sobre el tema diciendo que: No mora, ¡raro caso! es la Najarra, verosímilmente…’Nahar’, lugar abundante en aguas. Así, en conclusión, la Najarra sería la montaña abundante en aguas, madre de arroyos y ríos que descienden a los valles fecundos.

Humilladero de San Blas

Es la ermita de San Blas la más reciente de las cuatro ermitas que había antiguamente en Miraflores, casi todas ellas hoy desaparecidas y de las cuales no conservamos más que el recuerdo y sus nombres: San Sebastián y Santo Tomé, Nuestra Señora de la Paz, creada en el S.XVI y la consabida de San Blas.
El ‘Humilladero de San Blas’ se levanta hoy en la zona de la desaparecida ermita, su fecha de construcción la podemos situar en torno al primer tercio del S.XVII. En este lugar, la creencia popular, narra que, durante la invasión francesa, varios hombres con cencerros a la espalda se hicieron pasar por una manada de ganado en estampida haciendo creer a los franceses que esta los perseguía, de esta forma el pueblo se liberó de la presencia de los franceses. El día 3 se realiza la romería hasta el Humilladero de San Blas.

Agenda ocio

La obra maestra del monólogo «Mil amaneceres» abre el telón de Miraflores de la Sierra

Escrito hace

2 semanas

el

19/11/2021
Mil amaneceres Carlos Manrique

  • La representación tiene lugar el sábado 20 de noviembre en el Centro de Arte Villa de Miraflores a las 19h30.

  • Mil amaneceres es una obra maestra del monólogo o, mejor dicho, del género bululú en el que un actor da vida a varios personajes.

El autor teatral José Luis Alonso de Santos culmina con ‘Mil amaneceres’ su extensa obra iniciada con ¡Viva le duque, nuestro dueño!, escrita en 1975. Cuarenta años en un gran autor, con trayectoria infatigable y reconocida, conducen a la experiencia, rigor y recursos sólo al alcance de algunos dramaturgos que los lleva a ser considerados clásicos en vida: este es el caso.

El argumento, la acción, el lenguaje y el tratamiento han formado una obra sobre la felicidad, pero no sólo eso: es un texto en el que todo está en el sitio adecuado y en el momento preciso, en el que el lector está deseando que se le cuente una historia y otra y otra… y en el que, al final, quiere aún más historias, más detalles y más… más… Como el sultán de Las mil y una noches, pero no porque falte algo sino porque está escrito con una agilidad y contenido pocas veces vistos y, sobre todo, porque Mil amaneceres es más de lo que se ve o lee. Es una inyección que anima a la gente a superar las dificultades de la vida, con profundas e interesantes reflexiones sobre lo que es el teatro, las profesiones a él vinculadas y sus relaciones con la sociedad y el poder… Aunque está situada en el Siglo de Oro es traspasable al siglo XXI español.

Argumento

La acción se sitúa en la Castilla española del siglo XVII. El actor Antón Toledo ha muerto; para despedirse de él acude Benjamín quien, a sus 30 años, se ha convertido en un autor de éxito. Ante el féretro, como homenaje al fallecido, recuerda sus andanzas y vivencias durante los mil días de condena en galeras, donde lo conoció siendo un adolescente.

Mil amaneceres significa la culminación de la obra de José Luis Alonso de Santos.

Fue Premio de la Crítica de Castilla y León 2020.

La función gira en torno a dos personajes antagónicos, el joven e impetuoso Benjamín y el paciente y estoico Antón.

Mentha Teatro

Mentha Teatro es una compañía emergente que hunde sus raíces en el reconocido grupo de teatro El Barracón de la Universidad Complutense de Madrid y de la Real Escuela Superior de Arte Dramático de Madrid (RESAD). La trayectoria teatral de sus componentes está avalada por la calidad de sus montajes, distinguidos con más de un centenar de premios y aclamados por la crítica. Mentha Teatro opta por la construcción de sus personajes a través de la expresión corporal y el dominio de la voz, afrontando así retos actorales más complejos para buscar siempre la verosimilitud y la interpretación orgánica en el marco de la convención teatral. Esta compañía pretende, a través de sus espectáculos, valerse del teatro como una herramienta para la reflexión y la crítica de las realidades más actuales de nuestro tiempo.

Continuar leyendo

Cultura | Miraflores de la Sierra

La fiesta de la hoja en Miraflores de la Sierra

Escrito hace

3 semanas

el

11/11/2021
La fiesta de la hoja en Miraflores de la Sierra

Ayuntamiento de Miraflores de la Sierra La fiesta de la hoja  de Miraflores de la Sierra es una forma festiva de dar a conocer el reciclaje natural de la materia orgánica. Es sabido que el otoño nos regala miles de toneladas de hojas que no es otra cosa que miles de toneladas de carbono secuestrado. Esto sin duda ha despertado el interés para el programa ambiental Miraflores por el clima que ve en el secuestro del carbono una forma de detener el cambio climático.

Miraflores es uno de los pueblos de la comunidad con mayor número de árboles y jardines públicos y privados dentro del casco urbano. Esto provoca que la mayor parte del otoño la recogida de hojas sea una de las labores principales para los servicios municipales. Miles de hojas terminan de esta manera en vertederos en los que no se puede asegurar que sea reciclado.

La Fiesta de la Hoja pretende dar un nuevo valor a las hojas y su importante papel en la formación del suelo en el que luego vivirán muchas nuevas plantas. Para ello era necesario celebrar este regalo, que como un maná, nos llega cada otoño, y poder jugar y aprovechar esta circunstancia.

La fiesta de la Hoja tiene también una parte lúdica y divertida. Con las hojas se puede jugar para crear cosas nuevas desarrollando la imaginación. Además es necesaria la colaboración vecinal, porque se necesita reunir gran cantidad de hojas para la propia fiesta desarrollando con ello la participación ciudadana.

Finalmente, no debemos olvidarnos de parte ambiental, al utilizar las hojas recogidas para la fabricación de suelo fértil que se utilizará posteriormente para enriquecer nuestros jardines.

En los dos últimos años, la fiesta de la hoja divirtió a un montón de chavales que buscaban su premio entre un gran montón de hojas. Posteriormente con estas hojas se crearon las casetas del mercado navideño en la primera edición (que una vez desmontado el mercado las hojas pasaron a formar parte de un estudio desarrollado para el programa Miraflores por el clima en el que se constató entre otras cosas su gran papel catalizador para el secuestro del carbono en forma de humus) y se obtuvo suelo fértil en la segunda edición, que utilizamos en un jardín municipal.

Según este estudio, las hojas recogidas por la fiesta de la hoja de la primera edición, pudo potencialmente conseguir secuestrar y fijar en forma de humus más de dos toneladas de carbono. El humus tiene una capacidad de fijar el carbono más de 400 años.
La fiesta de la hoja que este año celebra su tercera edición no es solo la fiesta más sostenible sino la más útil ambientalmente

Construiremos una piscina de hojas secas que los vecinos y servicios municipales han recogido de calles y jardines.
Acumuladas en un gran montón, se esconderán pequeños regalos para que los más pequeños puedan zambullirse en esta piscina de hojas en su búsqueda.

El Acuerdo de París sobre el cambio climático establecía entre otras medidas la protección de los suelos por su capacidad para el secuestro y fijación del CO2. Cualquier estrategia encaminada a ampliar la presencia de materia orgánica en los suelos y aumentar su fertilidad contribuirá de manera determinante a la disminución del CO2 atmosférico que queda fijado tanto en estos suelos como en la vegetación que crece en ellos.

La cita es el Domingo 14 de noviembre, a partir de las 11.00 horas, en la Plaza de España de Miraflores de la Sierre

Continuar leyendo