Conecta con nosotros
Ecoembes

Informática

Sage X3 el futuro en la gestión de proyectos

La llegada del Covid y ser conscientes de que la vida es un proceso de cambios constantes, ha hecho que muchas empresas se adapten a este mundo post pandemia lanzándose al mundo digital, se replantean y buscan la mejor manera de organizar cada área de su negocio con la mayor eficiencia y rentabilidad posible.

Para muchas medianas y grandes empresas la gran apuesta para realizar esta tarea de forma óptima, sería escoger un sistema de planificación de recursos empresariales o también conocidos como ERP.

Redacción

Publicado

el

Sage X3 es el ERP diseñado para la nueva normalidad. Un software de gestión para empresas que están creciendo y que buscan mayor eficiencia y flexibilidad para continuar siendo competitivos en el mercado actual.

Además, este software de gestión tiene capacidad para trabajar con grupos de sociedades, con múltiples plantas y distintas legislaciones, divisas e idiomas. Una inversión de futuro que permite a cualquier compañía crecer al ritmo que necesite con la confianza y el respaldo tanto de Sage, como de los partners de Sage.

Gestionar proyectos con Sage X3

Sage X3 es la solución idónea para empresas del sector servicios por su capacidad para gestionar proyectos, ya que aporta una idea clara de los márgenes que se obtienen en cada uno de los trabajos y permite desarrollar diferentes actividades en un entorno sencillo y actual.

Este completo ERP aporta a la gestión por proyectos mayor control sobre las etapas y sus actividades, los profesionales implicados, los plazos, los materiales, así como los presupuestos y facturas asociadas a cada uno de los proyectos. 

Al mismo tiempo, optimiza las transacciones en las compras, la producción, las ventas, atención al cliente o la gestión financiera; proporcionando, de forma inmediata, un conocimiento preciso de los costes y el rendimiento de cada fase de cualquier trabajo.

En definitiva, un software ERP que se adapta a las necesidades de la empresa, ofreciendo acceso seguro a través de la nube pudiendo trabajar desde cualquier punto del mapa, desde la oficina o desde casa, simplemente con acceso a internet.

Adapta y personaliza tu experiencia

Sage X3 permite a las empresas de gestión por proyectos trabajar de forma más inteligente y eficaz con un sistema modular y flexible. Con Sage X3 la empresa será capaz de:

  • Configurar la herramienta para respaldar procesos específicos del sector.
  • Crear experiencias de usuario personalizadas para su equipo mediante potentes capacidades de configuración.
  • Generar una solución personalizada accediendo a aplicaciones especializadas creadas por el vibrante ecosistema de socios de Sage y desarrollar nuevas aplicaciones mediante herramientas de desarrollo.
  • Optar por ejecutar la solución en la nube, como un servicio de Sage, en el centro de datos de su socio o en su propia infraestructura (On premise).

Principales ventajas de Sage X3

Algunas de las ventajas más reseñables de este completo software de gestión son:

  • La mejora del cumplimiento de plazos de entrega de los proyectos.
  • Aumentar la rentabilidad y la satisfacción del cliente.
  • Optimizar el uso de personal y equipos valiosos.
  • Incrementar la visibilidad y el control sobre los costes de los proyectos.
  • Reducir las ineficiencias y los costes de gestión de proyectos.
  • Mejorar la precisión de los presupuestos y las estimaciones basadas en servicios.

Características principales Sage X3 en gestión de proyectos

Por último, debemos hacer énfasis en las características principales que ofrece la solución Sage X3. Aquellas que lo convierten en el mejor software de futuro para empresas que desean implantar una solución robusta, adaptable y escalable:

  • Integración perfecta en todos los procesos de Sage X3 (enlaza el proyecto con el presupuesto, las compras, las ventas, la orden de trabajo y MRP).
  • Estructura de tareas de varios niveles con la capacidad de añadir otros materiales y/o hacer un seguimiento del trabajo en cada nivel de tarea.
  • Desarrollo de presupuestos de varios niveles con estructura desglosada de costes (CBS) del proyecto que permite que los presupuestos se agrupen o se asignen específicamente en cada nivel de tarea.
  • Capacidad de asignar empleados a un proyecto y hacer un seguimiento de su trabajo a nivel de tarea.
  • Capacidad de copiar proyectos preexistentes o crear plantillas de proyectos.
  • Incorpora varias consultas financieras para supervisar el presupuesto y los gastos de los proyectos.
  • Capacidad de enlazar gastos variados directamente con el proyecto a nivel de tarea.
  • Automatización de los presupuestos de ventas de proyectos, los pedidos y las facturas mediante productos o servicios vendibles predefinidos.

- Publicidad - Merbauto

Informática

¿Qué se necesita realmente para empezar a vender online?

Redacción

Publicado

el

La situación sin precedentes que todavía estamos atravesando como consecuencia del COVID-19 ha acrecentado el interés de muchas empresas por llevar a cabo su transformación digital, cayendo en ocasiones en el fallo de hacerlo de forma apresurada e intentando ahorrar el máximo dinero posible. Esto se debe a una falsa creencia de que para vender online simplemente hace falta tener una web en la que mostrar los productos, algo tan absurdo como pensar que para vender en una tienda física simplemente basta con alquilar un local y llenar las estanterías.

El entorno online se presenta en ocasiones como solución perfecta para llegar a clientes de todo el mundo desde cualquier lugar. Sin embargo, conseguirlo requiere tiempo, dedicación, esfuerzo y un apoyo por parte de profesionales cualificados y especializados en estas tareas.

Intentar vender online está al alcance de todos, conseguirlo es arena de otro costal. Muchas empresas se quedan por el camino por intentar tomar la ruta fácil y más económica, derrochando finalmente parte de su ajustado presupuesto en una solución a medias que no les traerá los beneficios esperados.

La web que te ha hecho tu primo no va a posicionar en internet

Cuando una persona busca abrir una tienda online muchas veces piensa en recurrir a su entorno cercano: ese primo al que se le da bien la informática, un amigo que hizo un curso hace años de iniciación a la programación, el conocido que tiene un blog, etc. En resumen, se busca a esa persona que pueda “hacer el favor” a un precio mucho más bajo.

Sin embargo, si se aspira a lograr algo es importante contar siempre con profesionales; especialmente en el desarrollo de la web. Una tienda online que no haya sido creada por un programador profesional siempre tendrá errores técnicos que le impedirán conseguir buenos resultados en Google. De hecho, estos fallos pueden hacer incluso que la web no funcione bien; que tarde en cargar, que no permita pagar, que no se puedan ver bien las opciones, que tenga fallos de seguridad y un largo etcétera.

Cómo esté una web a nivel técnico es clave para que consiga posicionarse en internet. Si no se cuenta con esa base por mucho que se quiera designar parte del presupuesto a un experto SEO este te indicará que lo primero que hay que hacer es solucionar cualquier tipo de fallo. 

El profesional-orquesta perfecto no existe

Un error muy común en empresas que buscan empezar a trabajar su canal online por primera vez es pensar en contratar a un profesional que pueda encargarse de gestionar este canal en su totalidad. Esto, simplemente, es imposible.

No podemos encontrar a ningún profesional que sea capaz de llevar a cabo todas las acciones necesarias para nutrir un canal online. Aún derivando el mantenimiento web a un programador externo es imposible que una persona pueda encargarse de todas las tareas necesarias para que una tienda online sea exitosa. Es decir, estaríamos hablando de alguien que pueda encargarse de analizar los parámetros SEO a mejorar y se encargue de implementarlos, que suba lo productos y redacte textos únicos para cada uno de ellos, que planee y ejecute la estrategia de contenidos para el blog, cree todas las creatividades necesarias para todos los canales online y nutra y gestione las redes sociales… Y, encima hacer todo esto, lo haga bien.

En este caso sería mucho más interesante destinar este presupuesto SEO a una agencia con profesionales especializados en cada una de las áreas necesarias para hacer crecer un negocio online.

¿Con qué hay que contar para vender online?

Aunque los recursos necesarios y la forma de organizarlos dependerá mucho del sector, si se aspira a tener una tienda online que realmente resulte un buen apoyo para un negocio físico ha de contarse al menos con los siguientes puntos:

  • Un buen desarollo web: La web tiene que haber sido creada por un profesional para que esté libre de cualquier fallo o problema técnico. No sirven desarrolladores amateurs, opciones en las que compras páginas ya desarrolladas dentro de un subdominio o similares.
  • Asesoramiento SEO por parte de profesionales: Nada de opciones low cost, pagar por posicionar solo ciertas urls o acciones por el estilo. Si de verdad quieres vender tendrás que aparecer en Google y para hacerlo necesitas una estrategia desarrollada a tu medida.
  • Textos bien redactados: Puedes elaborarlos tú mismo o confiar en un profesional pero han de seguir siempre ciertos parámetros básicos para posicionarse en Google. Una web sin contenido no aparece en los buscadores pero, además, también genera desconfianza en el usuario. Lo ideal es contar con un profesional especializado que redacte textos únicos para cada categoría y producto, incitando a la compra y pensados para mejorar el SEO.
  • Redes sociales profesionales: Puedes contar con el apoyo de profesionales que te ayuden a desarrollar tu estrategia o delegar directamente estas acciones en un community manager. Publicar por publicar no vale, todo tiene que ajustarse a una estrategia.
  • Tiempo y paciencia: Empezar a vender online no es algo que se logre de la noche a la mañana, es importante ser conscientes de que hasta la mejor web necesita un tiempo para obtener resultados.

Continuar leyendo

Informática

Cuidado con el SEO low cost, te puede salir muy caro

Redacción

Publicado

el

El SEO es uno de los sectores que más popularidad ha ganado en los últimos meses. Las restricciones a la movilidad y el confinamiento forzaron la transformación digital apresurada de millones de empresas y comercios que vieron en estos expertos en el posicionamiento online la salvación para empezar a vender a través de internet. Sin embargo, como en cualquier situación de crisis, la picaresca no tardó en entrar en escena con profesionales que prometen resultados increíbles a precios irrisorios; lo que en el sector se conoce popularmente como “SEO low cost”.

Como su propio nombre indica, este servicio se presenta como una auténtica ganga; con precios por hora que cuestan lo mismo que un café o tarifas mensuales mínimas. Por supuesto, precios notablemente más bajos que los ofrecería un experto SEO profesional y competente. Sin embargo, la necesidad de ahorrar en momentos de crisis como el que estamos atravesando y un profundo desconocimiento sobre cómo trabajar realmente estos profesionales hace que muchas empresas confíen en estos servicios low cost. Pero, como en la mayoría de las ocasiones, apostar por lo barato a la larga puede acabar saliéndoles muy caro.

El verdadero precio del low cost

A la hora de buscar información sobre servicios SEO es importante tener en cuenta que aunque un profesional o empresa se anuncie como tal no quiere decir que ofrezca un servicio de calidad.

Es una cuestión de lógica, ninguna empresa sería capaz de sobrevivir ofreciendo servicios SEO de calidad por menos de 100 euros al mes o 30 euros la hora. Simplemente porque trabajar para que una web alcance los primeros puestos en Google requiere mucha dedicación y, el indicador más importante, tiempo. Solo hay que hacer un simple cálculo, supongamos que para ser relativamente solvente una empresa SEO que cobra 100 euros al mes tiene que tener como mínimo 20 clientes mientras que para realmente lograr resultados tendría que emplear de media unas 15 horas al mes para cada uno de ellos, lo que se traduce en 300 horas al mes. En resumen, hablaríamos de alguien que trabaja 75 horas a la semana por 2000 euros, ¿realmente esto parece factible? Salta a la vista que no.

En un escenario relativamente positivo lo que generalmente sucede es que las empresas low cost no están empleando el número de horas que necesitan sus clientes para realmente lograr resultados. Lo que se traduce en que estas están pagando por un servicio por el que realmente no obtienen ningún retorno.

Sin embargo, podemos encontrarnos con una situación mucho más negativa. Empresas que ofrecen un servicio “chapucero” y empleando tácticas prohibidas por Google que pueden acabar costándole a la web una penalización de la que después le va a costar mucho recuperarse.

Cuánto se debería de invertir en SEO

No existe una cifra exacta sobre cuánto debería de invertir una empresa en SEO porque cada presupuesto debería de ser único y adaptado a las necesidades del proyecto. Es importante tener en cuenta que los expertos en posicionamiento trabajan directamente sobre cada web por lo que saber de dónde parte y qué se pretende conseguir es determinante. De hecho, si aún no se cuenta con una web es muy recomendable consultar con estos profesionales desde el principio para ahorrarnos la necesidad de tener que solucionar problemas técnicos que dificulten que la web se muestre en Google a posteriori.

El presupuesto SEO tiene que depender siempre del tamaño de la web -número de urls-, la competencia que exista en el sector y su estado actual -si hay que empezar de cero, si hay algo ya posicionado o si tiene cualquier problema-.

Para un negocio que está empezando a trabajar en su transformación digital y a penas tiene recorrido, un apoyo extra siempre puede resultarle de ayuda con un trabajo que se adapte a su presupuesto siempre y cuando se tengan expectativas realistas. Mientras, una web que ya tenga parte del trabajo hecho con varias urls posicionadas pero quiera mejorar puede necesitar algo más avanzado y específico; además de un estudio previo.

Por otro lado, la mayor complejidad y necesidad de desembolso viene precisamente con las webs que han estado remando un tiempo en la dirección equivocada. Por ejemplo, aquellas que han confiado en agencias SEO low cost que han empleado tácticas inadecuadas. En estos casos el presupuesto siempre será más elevado ya que no solo se necesita trabajar para mejorar sino que hay que corregir todo lo que se ha hecho mal.

Lo más recomendable en cualquier situación es informarse bien sobre este tipo de servicios, desconfiar de promesas demasiado atractivas a un coste muy reducido y escoger a profesionales transparentes que ofrezcan un presupuesto adaptado a cada cliente.

Continuar leyendo
- Publicidad - Merbauto