logo onda cero

ESCÚCHANOS ONLINE

La Iberozona

La Iberozona: La Cabra Montés

Escrito hace

8 meses

el

Asociación Iberozoa La cabra montés, es un endemismo de la Península Ibérica, es decir, que solamente se encuentra en nuestra región. Ya durante el Paleolítico y Neolítico esta especie era abundante y ocupaba casi toda la península Ibérica. Aunque hoy en día sea un animal fácil de ver allí donde existe, a principios del siglo XX estuvo al borde de la extinción debido a la caza. Sobrevivió gracias a su papel como especie de interés cinegético en Cotos y reservas de caza, como en Gredos.

Actualmente, se distribuye por las principales cordilleras del este y sur peninsular, desde donde se han producido una serie de colonizaciones, reintroducciones o sueltas, en distintas cadenas montañosas, que han facilitado su expansión.

Breve repaso a la biología de la cabra montés

En primer lugar, lo que más llama la atención a simple vista es la diferencia entre machos y hembras, lo que en biología se conoce como “dimorfismo sexual”. Los machos son de media bastante más grandes, de pelaje más oscuro y con cuernos mayores que las hembras. Una hembra adulta puede pesar unos 35kg y tener unos cuernos de 15cm de largo. Sin embargo, ¡un macho adulto puede llegar a pesar 100 kilos y tener cuernos de 60 a 90 cm!

Aunque pueda parecer que la cabra montés vive únicamente en altas montañas, nada más lejos de la realidad. Este animal necesita un sustrato rocoso y puede distribuirse desde los 200-300m hasta más arriba de los 3000. Además, tampoco creáis que son muy exigentes a la hora de comer. Comen una gran variedad de especies, tanto de hierbas como de árboles. En invierno, como la disponibilidad de alimento es menor, comerán aquello que pillen. En primavera y verano coincidiendo con la explosión de las plantas se alimentarán de un mayor número de especies.

La cabra montés en Madrid

Como hablamos antes, a principios del S.XX la cabra montés desapareció de multitud de lugares. Y no fue hasta 1989 cuando fue reintroducida en Madrid, concretamente en el PN de la Sierra de Guadarrama, con ejemplares procedentes de Gredos. En total fueron traídas 67 cabras. ¿Cuántas crees que puede haber ahora, 30 años después? Así que ahora es un animal bastante fácil de ver en nuestra Comunidad. Desde Iberozoa hemos realizado unas jornadas de observación de este animal, aprovechando que en noviembre y diciembre y es el mejor momento para disfrutar de ellas.

¿Por qué es el momento idóneo? Pues debido a que el celo tiene lugar desde mediados de noviembre hasta enero aproximadamente. Durante el resto del año los machos forman grupos que se mueven de forma independiente a las agrupaciones de hembras y crías. Pero durante el celo estos grupos se fusionan ya que al tratarse de una especie polígama, los machos intentarán reproducirse con el mayor número de hembras posible. Este periodo es crítico para la supervivencia de los machos, ya que dedicarán mucho menos tiempo a comer y descansar para centrarse en el celo. Es en este momento cuando podemos ver y oír comportamientos increíbles.

Durante nuestras salidas de observación hemos visto como los machos tratan de seducir a las hembras. Esto lo hace inclinando el cuello hacia delante y moviéndoles la lengua, a modo de pedorreta, a las hembras. Cuando la hembra no quiere nada le dará un cabezazo suave al macho pero si se muestra abierta es cuando el macho la montará o tendrá lugar una batalla entre machos. Los machos durante el celo establecerán una jerarquía entre ellos, siendo los mas grandes y más agresivos los de mayor jerarquía. Y cuando hay conflicto de intereses es cuando tienen lugar estas impresionantes peleas entre dos o más machos. La pelea más asombrosa es cuando ambos contendientes se levantan sobre sus dos patas traseras y caen chocando los cuernos contra su adversario. Si hemos respetado su espacio podemos tener la suerte de presenciar estas peleas realmente cerca. Yo las he llegado a ver a menos de 10 de mí y es sorprendente el ruido que provocan los cuernos chocar.

Para terminar…

Me gustaría acabar recalcando que las cabra monteses son animales salvajes, y debemos respetar su espacio y tratar de minimizar molestias. Durante este mes he presenciado en varias ocasiones como hay personas que se han acercado corriendo y a gritos hacia estos animales provocando que huyeran. Pero lo más grave son los paseantes que llevan a sus perros sueltos aún estando prohibido y señalizado. Pues en hasta 3 ocasiones hemos visto como un perro trataba de atacar a un grupo de cabras provocando un estrés enorme que acabó en una estampida. Una de estas estampidas tuvo lugar hacia nuestra dirección y las cabras pasaron entre nosotros a toda velocidad y casi se llevan a alguna persona por delante.

Por ello desde aquí pido sentido común y respeto hacia la naturaleza a todos los que vamos a disfrutar de ella.

¿Te gusta este contenido?, ¡compártelo!

La Iberozona

La Iberozona: La coloración de las mariposas

Escrito hace

4 semanas

el

18/07/2022

Mario Álamo, biólogo asociación IberozoaLas mariposas pertenecen a la clase Insecta al igual que las cucarachas, avispas y hormigas que suelen erizar la piel de muchas personas, sin embargo, suelen tener mejor fama pues resultan agradables a la vista, y ¿Quién no ha perseguido y querido coger por el campo una de ellas?
Este polvillo es la característica que da nombre al orden al que pertenecen, el orden de los lepidópteros del griego Lepis “escama” y pteron “ala”. Alas cubiertas de escamas (Fig. 1), por lo que el polvillo que dejan tras manipularlas son un conjunto de diminutas escamas que tapizan la superficie de las alas y son importantes para ciertas funciones entre ellas dar coloración.

Fig. 1

Cada escama es de un color, cuyo conjunto da lugar a esos vistosos patrones y distintas gamas de tonalidades. El color de las escamas se debe o bien por fenómenos físicos de la luz, la luz entra por la estructura de las escamas (Fig. 2), un intrincado de crestas y costillas por cuyos pequeños orificios determinan la longitud de onda de la luz y por tanto los colores o bien por pigmentos, la oruga se alimenta de su planta nutricia y es de sus tejidos de donde obtiene o bien el pigmento directo o un precursores que posteriormente sufre una serie de modificaciones por el metabolismo de la oruga y pasan a las escamas durante la metamorfosis.

Una de las funciones de los colores de las alas es la de termorregulación, al ser animales ectotermos “sangre fría”, utilizan la radiación solar para incrementar su temperatura corporal. Algunas extienden las alas como si fuesen paneles solares u bien exponen la región ventral con las alas plegadas (Fig. 3), para calentar las alas, por donde discurren vasos de hemolinfa (la sangre de los insectos) y esta va hacia el resto del cuerpo actuando como un panel de refrigeración. Los colores más oscuros se calentarán antes (como cuando llevamos una camiseta negra en verano) que los colores claros, siendo esto un posible rasgo adaptativo de las condiciones climáticas del hábitat de cada especie.

Cabría esperar que todas estas gominolas de colores voladoras sería presa fácil para los depredadores, pero en realidad son parte de distintas estrategias que han desarrollado para su supervivencia. Una estrategia es la de dejar bien claro que estás ahí, pero que meterse contigo salga caro, a través del aposematismo. Esto ocurre por ejemplo en la mariposa monarca (Fig. 4) que en su fase adulta exhibe colores negro y naranja, advirtiendo del contenido de glucosídicos cardiacos obtenidos durante la fase de oruga al alimentarse de su planta nutricia las asclepias.

Diversas especies de mariposas comparten coloración para que los depredadores sepan reconocerlas y dejarlas en paz, esto se conoce como mimetismo mulleriano. Sin embargo, otras deciden ahorrase el mal trago de alimentarse de una planta venenosa y por ello han optado por copiar los colores de otras mariposas que sí son venenosas, en este caso hablamos de mimetismo batesiano. Como la mariposa virrey (Fig. 5), cuya coloración es prácticamente idéntica a la de la mariposa monarca.

Y por último otra estrategia consiste en: si no ves a la mariposa no te la puedes comer, es por ello que presentan colores crípticos, algunas polillas como por ejemplo las polillas de la especie Acontia lúcida (Fig. 6),

presenta una coloración similar a la de un excremento de pájaro, o mariposas diurnas como Poligonia C-album (Fig. 7) cuya coloración dorsal es rojiza pero cuando pliega las alas parece una hoja para evitar ser detectadas y depredadas.

La Iberozona

¿Te gusta este contenido?, ¡compártelo!
Continuar leyendo

La Iberozona

La Iberozona: Las Lagunas de Ambroz y su Entorno

Escrito hace

1 mes

el

11/07/2022
Lagunas de Ambroz y su Entorno

Mario Márquez, biólogo de la Asociación Iberozoa.-

Este excepcional espacio surge como resultado de la renaturalización de una zona de
extracción minera en la que, tras muy probablemente haber superado el nivel freático,
es decir, el agua del subsuelo, se genera un conjunto de lagunas. Así pues, el origen
artificial de la zona hace que nos encontramos ante un lugar que podemos llamar
antropizado o alterado por la acción humana. Sin embargo, no por ello carece de valor
natural y ecológico, pues en el encontramos una enorme cantidad de especies animales
y vegetales.
Se encuentra entre los distritos de Coslada, San Blas Canillejas, Rejas y Vicálvaro,
totalmente rodeado por estos barrios madrileños.

Foto 1. Lagunas y localización

Actualmente, existe un conflicto de intereses sobre las Lagunas ya que, por un lado la
empresa minera tiene intención de continuar con la extracción del mineral (sepiolita), y
por otro el Ayuntamiento de Madrid planea la construcción de un nuevo distrito; La
Nueva Centralidad del Este, que se englobaría dentro del proyecto de Bosque
Metropolitano, y finalmente una amplia red de asociaciones científicas y ecologistas
trabaja para defender este espacio poniendo en valor la importancia de la biodiversidad
que alberga.
Fruto de este trabajo de investigación se ha elaborado un inventario de especies de las
Lagunas, que será publicado en las próximas semanas, y que recoge información
principalmente desde 2020 hasta hoy, aunque cuenta con algunos datos que se
remontan del año 2010 en adelante. En este informe aparecen registradas más de 1700
especies entre invertebrados, algunos potencialmente nuevos para la ciencia, aves,
plantas, mamíferos y herpetos.
Entre las 1080 especies de invertebrados que se pueden ver en este entorno, y que
destacan frente a las 333 registrados en un lugar próximo que sí está protegido como es
es el Parque Regional del Sureste, encontramos algunas que no se conocían en España
como es el caso de la araña Zelotes pediculatus, (Foto 2) y otras protegidas y en peligro
de extinción como es el caso del Saga pedo (Foto 3). Además, nos encontramos con
mamíferos y reptiles singulares como el nóctulo gigante, un murciélago que también se
encuentra amenazado, o el eslizón tridáctilo (Foto 4).

Foto 2. Zelotes pediculatus ALBERTO J. NARRO-MARTÍN & DAVID CABANILLAS


Debido a su posición clave en la ruta migratoria de las aves europeas y africanas, las
Lagunas reciben multitud de visitantes emplumados a lo largo del año. Por otro lado, las
zonas circundantes son un ambiente semiestepario con gran variedad de matorrales y
plantas herbáceas autóctonas que retienen enormes cantidades de CO2 y sirven de
alimento para los miles de insectos que las frecuentan y que a su vez son depredados
por las aves y pequeños mamíferos insectívoros de Ambroz.

Foto 3. Saga pedo Jesús Toledano


Por último, cabe destacar el importante valor que tienen las Lagunas para la población
local, pues suponen un lugar de ocio y desconexión de la ciudad, donde no es raro
encontrar personas aprovechando este entorno naturalizado para pasear o montar en
bicicleta.

Foto 4. Eslizón tridáctilo Jesús Toledano

¿Te gusta este contenido?, ¡compártelo!
Continuar leyendo