logo onda cero

ESCÚCHANOS ONLINE

Psicología

Cómo defenderse (a nivel psicológico) de un nuevo confinamiento

Escrito hace

2 años

el

Desarrollar recursos en el ámbito psicológico para evitar la incertidumbre que genera el coronavirus es una forma de enfrentarse a un nuevo confinamiento.

La posibilidad de que las autoridades políticas decreten nuevos confinamientos domiciliarios ha generado ansiedad y la búsqueda de recursos para enfrentarse al mismo. La psicóloga Amelia Zamora, del servicio de apoyo a los Servicios Sociales del Ayuntamiento de Tres Cantos, ha dado algunas pautas para defenderse a nivel psicológico ante un nuevo confinamiento.

Según la psicóloga, «el hecho de ya haber pasado por un confinamiento en marzo y abril permite tener ciertas herramientas para enfrentarse mejor». Conviene recordar que uno de los consejos ha sido reducir el contacto con la información relativa al virus.

Zamora, que habló hace unas semanas de las secuelas psicológicas del confinamiento, también recomienda pensar en positivo. Por ejemplo, ser conscientes de que hay varias vacunas avanzadas y que esto permite vislumbrar el final a la crisis sanitaria.

Igualmente para defenderse a nivel psicológico ante la incertidumbre de un nuevo confinamiento, se aconseja apuntarse a actividades que permitan poner el foco en otros temas que no sea la pandemia. «Las iniciativas, aunque sean online, permiten tener la mente en otros temas que no sean los que nos preocupan», señala Zamora.

¿Te gusta este contenido?, ¡compártelo!

Onda Cero Madrid Norte

Psicología: ‘El estrés de ser turista’ o la importancia del descanso

Escrito hace

1 mes

el

05/07/2022
tarjeta de embarque en aeropuerto

Con el mes de julio, arranca definitivamente la época de vacaciones. Tiempo para relajarnos, descansar, desconectar…pero, ¿Cómo de estresante puede ser turista? Aprovechar el tiempo al máximo y no permitirse ‘perder el tiempo’ puede tener consecuencias. Hoy hablamos de la importancia del descanso con Amelia Zamora, psicóloga del Servicio de Apoyo a los Servicios Sociales de la EMS de Tres Cantos.

«Muchas personas se toman las vacaciones como experiencias llenas de obligaciones», señala Amelia Zamora, «tienen la necesidad de sentir que están aprovechando el tiempo, como si descansar no fuera hacerlo».

Ir a ver museos y rincones típicos de nuestro destino de vacaciones, realizar planes sin parar, buscar la experiencia perfecta, son algunas de esas obligaciones autoimpuestas.

La psicóloga nos recuerda la importancia de tomarse un tiempo de descanso, que puede ser recuperar el sueño o divirtiéndonos.

«No descansar puede provocar irritabilidad, tenemos poca paciencia, nos enfadamos fácilmente…no conectamos con el sentimiento del cansancio pero estamos malhumorados», señala Zamora, «Otra consecuencia puede ser la tristeza. Muchas personas vienen a consulta pensando que están deprimidas y lo que realmente están es cansadas».

Su consejo, estas vacaciones dejar espacio al descanso.

¿Te gusta este contenido?, ¡compártelo!
Continuar leyendo

Onda Cero Madrid Norte

De bienes de producción a dar sentido a nuestra vida, cómo ha cambiado el motivo para ser padres

Escrito hace

2 meses

el

13/06/2022
madre soltera con hijos
  • En la época preindustrial, los hijos eran mano de obra gratuita

  • En la actualidad, la paternidad o maternidad se vive de una forma casi «filantrópica»

  • La menor necesidad ‘productiva’ de los hijos, promueve que pueda existir de forma más común la decisión de no tener hijos

Hace unas semanas, en nuestra charla con Amelia Zamora, psicóloga del Servicio de Apoyo a los Servicios Sociales de la EMS de Tres Cantos, quedó en el aire una pregunta, ¿para qué tenemos hijos los seres humanos?

“Van de la mano de los cambios de modelo económico”, señala Amelia Zamora. La psicóloga explica que en la familia preindustrial y agraria, los hijos se tenían como «bienes de producción», mano de obra gratuita para ayudar en las labores agrícolas.

En la familia industrial, los hijos se podrían identificar como «bienes de inversión», destaca Zamora como se ‘perpetúan’ los negocios y el patrimonio de las familias de una generación a otra, además de añadir nuevo patrimonio mediante los matrimonios entre distintas familias.

En la familia postindustrial los hijos se ven más como «bienes de consumo». Hoy en día, en países enriquecidos se elige tener hijos por vivir esa experiencia y se ve de forma negativa los motivos que podían llevar a tener hijos en épocas anteriores. Es un cambio generacional muy importante, por ejemplo, en la generación del siglo pasado, los hijos aportaban parte de su jornal para ayudar a la familia. Ahora colocamos a los niños de forma más central, más atentos a las necesidades de la infancia».

Explica Amelia Zamora que «casi tenemos hijos de forma filantrópica, para que nos superen en felicidad. Otra de las funciones es dar identidad y sentido de la vida a los adultos que se convierten en padres o madres».

En estos motivos menos «productivos» es más fácil que se de la alternativa de aquellas personas que descartan la paternidad o maternidad de sus planes. A pesar de los cambios, algunos valores continúan presentes: «cuando una mujer dice que no quiere tener hijos, lo primero que se le plantea es quién te cuidará cuando seas mayor, algunos conceptos se mantienen en el imaginario colectivo».





¿Te gusta este contenido?, ¡compártelo!
Continuar leyendo